Connect with us

Vida

16/06/2020 12:54 pm ET

Males cardíacos y diabetes aumentan riesgo de muerte con COVID-19

El estudio fue realizado en Estados Unidos

Las personas con problemas de salud preexistentes como enfermedades cardiacas y diabetes tienen seis veces más posibilidades de ser hospitalizadas por la COVID-19 y 12 veces más riesgo de una muerte relacionada con el coronavirus que las sanas, según un estudio estadounidense.

Los hombres tienen más posibilidades de sufrir un peor desenlace que las mujeres y la prevalencia de hospitalizaciones y muertes fue más alta entre pacientes con 70 años o más, según un reporte de los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades que confirmó estudios similares en epicentros del brote en meses recientes.

Lee también: ¿Cuáles son las consecuencias a largo plazo de la COVID-19?

“Estos hallazgos son consistentes con reportes previos que hallaron que los desenlaces graves aumentaban con la edad y la condición subyacente, y que los hombres eran hospitalizados a una tasa mayor que las mujeres”, señaló el reporte publicado el lunes.

Tras analizar datos de más de 1,3 millones de pacientes de COVID-19 entre el 22 de enero y el 30 de mayo, encontraron que las condiciones de salud subyacentes más prevalentes en los casos más severos fueron enfermedades cardiovasculares, diabetes y daños crónicos al pulmón.

Cerca del 45% de los pacientes con condiciones de salud subyacentes fue hospitalizado, comparado con el 7,6% sin problemas crónicos. La muerte debida al COVID-19 fue reportada en el 19,5% de los pacientes con complicaciones de salud, comparado con el 1,6% de los que no sufrían males crónicos.

Estos datos son usados para monitorizar tendencias de la enfermedad e informar a las políticas y prácticas para reducir la transmisión en Estados Unidos.

Los expertos en salud indicaron que las personas con estos factores de riesgo deben tomar precauciones extra ahora que los estados están reabriendo y relajando las restricciones al movimiento implementadas para frenar la pandemia.

Advertisement
Advertisement