Síguenos en nuestras redes sociales

Variedades

10/12/2019 2:27 pm ET

Tom Holland estaba ebrio cuando evitó que Spider-Man saliera de Marvel

El mismo actor reveló el detalle de su conversación con el CEO de Disney

La salida de Spider-Man del Universo Cinematográfico de Marvel fue uno de los mayores escándalos del año. La abrupta ruptura entre Sony y Disney y la inesperada reconciliación se vivió como si fuera el final de una telenovela.

Recientemente, Bob Iger, CEO de Disney, explicó cómo Tom Holland habló con él por teléfono para buscar una solución.

Lee también: Santa Claus chocó contra un edificio en México

“No diría que fuese cosa mía. Salvé a Spider-Man. Bueno, no, no lo hice. Estaba con mi familia y mis amigos en la D23, que es una gran convención de Disney. La noticia salió y me quedé devastado. Me sentía muy enfadado”, declaró el actor.

“Pregunté si podían conseguirme el correo electrónico de Bob porque quería agradecerle estos cinco increíbles años de mi vida. Le quería dar las gracias de la mejor forma posible y comentarle mi interés de trabajar juntos en el futuro. Me dieron la dirección y le envié un correo, que él respondió rápidamente diciéndome que estaría encantado de hablar por teléfono conmigo. Me preguntó cuándo estaba libre”, siguió.

El actor, ante semejante pregunta, no le dio un horario concreto para hablar, diciéndole que le llamase cuando considerase. Pero el destino es caprichoso y Bob Iger le llamó en un momento en el que el actor sentía que ‘no estaba en condiciones de tener una conversación’.

“Pasaron dos o tres días. Estaba en un bar de mi ciudad con mi familia, había tomado ya tres cervezas. No había comido mucho. De repente recibo una llamada en mi celular, es de un número desconocido, pero tengo la intuición de que era Bob Iger, pero estaba borracho. Por consejo de mi padre me animé a responder”, detalló.

“Le respondí, empecé a darle las gracias, pero luego él me dijo que había una manera de que pudiese salir adelante un acuerdo. Después vinieron más llamadas y Tom Rothman fue el que, realmente, organizó todo para llegar a un trato”, comentaba.

Kimmel le preguntó si realmente había llorado cuando habló por teléfono con Iger y Holland lo confirmó.

“Sí, estaba muy emocionado porque sentí que todo estaba llegando a su fin. No lo sé, teníamos un buen plan con lo que íbamos a hacer con Sony. El futuro de Spider-Man aún era muy brillante, habría sido una lástima que abandonase el MCU, ahí es donde pertenece y hemos construido un personaje muy fuerte en ese universo y habría sido una pena perder eso. Estoy muy contento de que hayamos logrado resolverlo”, continuó.

Aunque Holland puede respirar aliviado, cabe recordar que el acuerdo, realmente, es una tregua, puesto que el trato consiste en que el actor aparezca como Peter Parker en una película más de Marvel y en otra cinta en solitario.

Advertisement
Advertisement
Advertisement