Síguenos en nuestras redes sociales

Internacional

23/04/2018 8:32 am ET

La tuberculosis genera alarma a los habitantes de Cúcuta

Los 84 casos de tuberculosis notificados en Cúcuta durante el primer trimestre de 2018 inquietan a las autoridades de salud, debido al incremento registrado en comparación con 2017, cuando se reportaron 76 casos en el mismo lapso.

Según la secretaria de Salud del municipio, Judith Ortega, la situación “es preocupante” dada la facilidad de proliferación de la enfermedad, pues es altamente contagiosa.

“Estamos haciendo un llamado especial a la población para que no consuma esos alimentos que están vendiendo en la calle, porque están siendo introducidos a la ciudad desde Venezuela ya elaborados, sin ninguna cadena adecuada de manipulación”, declaró.

En este sentido, explicó que se ha detectado que los vendedores de alimentos como habas fritas, patacones, maní, entre otros, soplan las bolsas que luego llenan con los alimentos, y allí se puede crear un contagio masivo.

Según la funcionaria, se está tratando de poner freno a esta situación y, de hecho, al término de la semana anterior las secretarías de Gobierno, Salud y Seguridad Ciudadana se ubicaron en los puentes internacionales con el fin de decomisar los alimentos que exponen la salud y la vida de los cucuteños.

“En comidas que no sabemos cómo es su elaboración, su transporte, o si han tenido contacto con personas infectadas, es mejor que nos abstengamos de comprar esos alimentos”, enfatizó.

De otro lado, la funcionaria señaló que entre los casos detectados recientemente se cuentan algunos de niños yukpa, que ya traen la enfermedad y ponen en peligro a la población, así como a quienes efectúan las visitas a la zona en la que se concentran para atenderlos.

Detección oportuna

Según Ortega, actualmente no hay excusa para que los pacientes no tengan tratamiento, ya que está garantizado, y la detección de la enfermedad ha tenido un avance considerable.

Hoy en día, el hospital Erasmo Meoz ofrece un sistema de detección con el 98 por ciento de efectividad, y cuyo resultado se da en un término de dos horas.

Lo anterior, facilita la atención oportuna, evita la resistencia a los medicamentos, e incluso previene la proliferación, pues los casos se detectan antes de que los pacientes empiecen a transmitir la enfermedad.

Sin embargo, la secretaria lamentó que parte de la población deserte del tratamiento, el cual dura dos años, lo cual tiene un impacto en la resistencia así como en la transmisión y la mortalidad.

Para el caso de Cúcuta, la mortalidad por tuberculosis duplica los índices del orden nacional y es la sexta ciudad del país con el mayor número de casos, cuya mayor carga está en las comunas 7, 8 y 9.

Para tener en cuenta

* 435 casos de tuberculosis fueron notificados durante 2017. De ellos, 332 fueron identificados en Cúcuta; 73, en otros municipios de Norte de Santander; 4, provenían de otros departamentos, y 26 eran de Venezuela.

* Para el primer trimestre de 2018, se han contabilizado 26 casos en otros municipios de Norte de Santander; 9 de Venezuela, y 6 más, de otros departamentos

* La secretaría de Salud de Cúcuta, efectúa actividades de educación en las comunidades. A la fecha, 1.800 personas se han educado en el tema.

* Según la secretaría, hasta 2013, la tuberculosis tuvo una reducción destacada, pero se intensificó el número de casos en 2014.
La condición que más preocupa a las autoridades de salud es la resistencia a los medicamentos.

* El síntoma más destacados de la enfermedad es la persistencia de tos seca, durante más de 15 días.

Loa Barrios/ laopinion.com.co

Lee también: 

Advertisement
Advertisement
Advertisement